GRACIAS A TU DONACION ESTA PAGINA PODRA SEGUIR FUNCIONANDO
Comentarios de Puntadas católicas
COMPARTE ESTA ENTRADA





SIGUENOS
Síguenos en TwitterSiguenos en FacebookSiguenos en Google+Siguenos en PicasaSiguenos en YouTubeSiguenos en BloggerSiguenos en Blogger


Más en mi youtube

MANUALIDADES-SANTOS-etc
ADOPCION ESPIRITUAL

CAMPAÑA DE ORACION POR LA PAZ
La cruz de Cristo sufriente de cada víctima inocente. Cubierta con rosas de oración por el perdón , por la reconciliación y la conversión

VELA DEL CANCER
Ora por los que padecen éste mal


Blogueros con el Papa

Nuestra Señora del Pronto Socorro

08 de enero:
Nueva Orleans, Estados Unidos


A su llegada a Nueva Orleans, ocurrida el 30 de diciembre 30 de 18lO, esta preciosa estatua fue solemnemente instalada en la Capilla del Convento y desde ese momento el homenaje y veneración ofrecido a María bajo el título de "NUESTRA SEÑORA DE PRONTO SOCORRO", advocación que ha ido en  constante crecimiento en nuestra ciudad y el estado y la difusión a lo largo y ancho de los Estados Unidos.

Numerosos han sido los milagros y favores obrados por intercesión de Nuestra Señora del Pronto Socorro durante los últimos cien años y más. Las crónicas del Convento de las Ursulinas resumir estas gracias diciendo: "Bajo este título, la Santísima Virgen tantas veces ha manifestado su poder y bondad, que el religioso tiene una confianza sin límites en ella."

Dos hechos históricos son especialmente dignos de mención aquí: el fuego en 1812, y la batalla de Nueva Orleans en 1815.

La devoción a Nuestra Señora del Pronto Socorro apenas comenzaba a ser conocido en Nueva Orleans cuando, cuando en 1812, un terrible incendio devastó la ciudad. El viento llevó rápidamente las llamas hacia el convento y el peligro inminente de ser se dio la orden de abandonar el convento. Justo en ese momento, Sr. Antonio colocó una pequeña imagen de Nuestra Señora del Pronto Socorro en una ventana de cara al fuego, y la Madre St. Michel oró en voz alta: "Nuestra Señora del Pronto Socorro, estamos perdidos , a menos que se apresures a ayudarnos". Instantáneamente , el viento cambió , el convento y sus alrededores estaban fuera de peligro y las llamas se extinguieron. Los testigos de este incidente inexplicable gritaron unánimemente : "Nuestra Señora del Pronto Socorro nos ha salvado!"

Otro hecho fue la gran victoria del general Andrew Jackson sobre las tropas británicas en la batalla de Nueva Orleans, la cual tuvo lugar en las llanuras de Chalmette el día 8 de enero de 1815. Allí, se produjo otra señal de favor con razón atribuida a la todopoderosa intercesión de Nuestra Señora del Pronto Socorro cuando, antes del combate, con el fin de obtener la bendición de Dios sobre las fuerzas estadounidenses, los soldados y sus familias pasaron toda la noche del 07 de enero en la oración ante la imagen de Nuestra Señora del Pronto socorrer en la Capilla de las Ursulinas. En la mañana del 8 de enero, el Padre William Dubourg, Vicario General y, más tarde, obispo de Nueva Orleans, ofreció el Santo Sacrificio de la Misa en el altar mayor; todos hicieron la promesa de rezar una misa en acción gracias cada año si los nativos vencían a los ingleses. En el momento de que se repartía la Eucaristía, un mensajero entró corriendo en la capilla, anunciando la buena nueva de la derrota del enemigo. Después de la Misa el Padre Dubourg entonó el Te Deum, que fue cantado con entusiasmo y con sincera gratitud . Nadie podía dudar razonablemente de la intervención milagrosa de Nuestra Señora del Pronto Socorro. El propio Jackson no dudó en admitir una intervención divina en su favor, y fue en persona al convento, acompañado de su estado mayor, para agradecer a las monjas para sus oraciones en su nombre. La promesa hecha por el Ursulinas se ha mantenido fiel a lo largo de estos largos años.

Roma ha aprobado oficialmente la "DEVOCIÓN A LA VIRGEN DEL PRONTO SOCORRO". El 27 de septiembre de 1851, Su Santidad Pío IX , gentilmente autorizó la celebración de la fiesta de Nuestra Señora del Pronto Socorro y el canto de la misa anual de Acción de Gracias cada 08 de enero.

A petición de un grupo de obispos, la Santa Sede aprobó y confirmó la elección de Nuestra Señora del Pronto Socorro como Patrona Principal de la ciudad de Nueva Orleans y del Estado de Louisiana, concediendo al mismo tiempo, todos y cada uno de los privilegios litúrgicos propios de los patronos principales del lugar. En consecuencia, cada año la Fiesta Patronal continúa celebrando con solemnidad el día ocho de enero, la fecha de aniversario de la batalla de Nueva Orleans.

Así, esta devoción mariana se extendió por todas partes. Para invocar la Virgen bajo esta marea es para decirle que nuestras necesidades son grandes y urgentes y que nosotros esperamos y esperamos mucho de ella. Su poder es igual a su amor, por lo tanto, nuestra confianza debe conocer límites.

Nuestra Señora del Pronto Socorro, apresúrate a ayudarnos!


Oración a Nuestra Señora del Pronto Socorro

Oh , Corazón Inmaculado! Ayúdanos a vencer la amenaza del mal, que tan fácilmente se arraiga en los corazones de la gente de hoy, y con sus efectos inconmensurables ya pesan sobre nuestro mundo moderno y parecen bloquear los caminos hacia el futuro!

Del hambre y de la guerra, líbranos
De la guerra nuclear, de una autodestrucción incalculable, de todo tipo de guerra, líbranos
De los pecados contra la vida del hombre desde sus orígenes, nos librará
Del odio y del envilecimiento de la dignidad de los hijos de Dios, nos librará
De cada tipo de injusticia en la vida de la sociedad, tanto nacional como internacional, líbranos
De la tendencia a quebrantar los mandamientos de Dios, líbranos
De los intentos de sofocar en los corazones humanos la verdad misma de Dios, líbranos
De los pecados contra el Espíritu Santo , líbranos, líbranos .

Acepta, oh Madre de Cristo, este grito cargado con los sufrimientos de todos los seres humanos individuales , cargado con los sufrimientos de sociedades enteras .

Que no será revelado , una vez más , en la historia del mundo su poder infinito del Amor misericordioso. Que poner fin al mal. Que transforme las conciencias . Que tu Inmaculado Corazón revele para todos la luz de la esperanza .

Tomado de L' Osservatore Romano , edición semanal en Inglés 24 de mayo 1982


NOVENA A NUESTRA SEÑORA DEL PRONTO SOCORRO

PRIMER DÍA: Cuando queremos obtener algún favor especial a través de la intercesión de la Santísima Virgen , la primera disposición para llevar a la oración es el humilde reconocimiento de nuestra indignidad , porque es la oración del corazón contrito y humilde que se eleva hasta el trono de Dios.

ORACIÓN
Nuestra Señora del Pronto Socorro, Madre de Jesús nuestra única esperanza. Oh Santísima Virgen, cuyos méritos han levantado en alto sobre los coros de los ángeles hasta el trono del Eterno y con cuyo pie aplastó la cabeza de la serpiente infernal. Oh, Madre de Dios, tú eres nuestra Mediadora más amable y cariñosa. Apresúrate, pues, en nuestra ayuda, y como lo hizo una vez que guarde su amada ciudad de devastar las llamas y nuestro país de un enemigo extranjero, ahora ten compasión de nuestra miseria y alcánzanos las gracias que te pedimos. Líbranos de las artimañas de Satanás, que nos ayuden en las muchas pruebas que acosan a nuestro camino en este valle de lágrimas , para que seas nuestro verdaderamente Nuestra Señora del Pronto Socorro ahora y especialmente en la hora de nuestra muerte. Amén .

Nuestra Señora del Pronto Socorro, apresúrate a ayudarnos. ( Tres veces).

El Padre Nuestro , Ave María y Gloria al Padre se puede añadir , con la letanía de Nuestra Señora del Pronto Socorro y la oración " Oh María, Madre de Dios" .

SEGUNDO DÍA: Debemos someternos a la Santa Voluntad de Dios para la obtención de las gracias especiales. Esta disposición es especialmente necesaria cuando pedimos favores temporales, ya que no podemos estar seguros de si son propicias para nuestra salvación o no.

ORACIÓN
Nuestra Señora del Pronto Socorro, oh Virgen purísima y Madre del Verbo Encarnado, tú eres la dispensadora de todas las gracias y el refugio de los pobres pecadores. Con fe viva y confianza ilimitada, recurrimos a tu amor maternal y te rogamos obtener de tu Divino Hijo los favores que ahora imploramos (aquí el favor especial se desea). Con confianza filial ponemos nuestro corazón bajo tu cuidado maternal suplicando que nos obtengas la gracia de suma importancia de perfecta conformidad con la voluntad de Dios y, oh María, acudimos a ti mismo ser NUESTRA SEÑORA DE Pronto Socorro, especialmente en la hora de nuestra la muerte. Amén.

Nuestra Señora del Pronto Socorro, se apresuran a ayudarnos. (Tres veces).

Padre nuestro , etc , como el primer día.

TERCER DIA: Un profundo respeto por la dignidad exaltada y prerrogativas sublimes de María es un excelente medio para atraer sobre nosotros las bendiciones del Cielo.

ORACIÓN

Nuestra Señora del Pronto Socorro, oh María Inmaculada, tú eres el modelo de todas las virtudes, el camino por el que vamos a Jesús, el canal misterioso a través del cual los favores divinos se imparten a nosotros. Tú tienes tanto poder sobre el Corazón de Jesús que Él también se apresura a nuestra asistencia para obtener nuestra petición sincera (aquí el favor deseado). En ti, oh María, ponemos nuestra confianza, ni aún se dice que nuestras esperanzas se han visto frustradas. Oh Madre castísima, sea nuestra fuerza contra las tentaciones, nuestra ayuda en el peligro, consuelo en el llanto , pero sobre todo ser NUESTRA SEÑORA DEL PRONTO SOCORRO en la hora de nuestra muerte. Amén.

Nuestra Señora del Pronto Socorro , apresúrate a ayudarnos. (Tres veces).

Padre nuestro , etc , como el primer día.

CUARTO DIA: Debemos comprender y apreciar los tesoros de santidad contenidos en el corazón de María, la más cariñosa y adorable de las madres, es otro medio de obtención de una protección especial de la Virgen.

ORACIÓN

Nuestra Señora del Pronto Socorro, templo vivo del Espíritu Santo y la Reina del Cielo y de la tierra, he aquí que nos postramos a tus pies para ofrecerle el homenaje filial de nuestro corazón, para darte las gracias por los innumerables favores que obtenidos para nosotros, y para implorar, a través de su intercesión todopoderosa, las gracias que necesitamos, sobre todo (en este caso especifique el favor deseado). Oh María, sea realmente para nosotros "María ", es decir, nuestro escudo contra los dardos de la tentación, nuestro consuelo en medio de las pruebas y aflicciones, nuestra firme esperanza, dulce consuelo y socorro pronto en la hora de nuestra muerte. Amén.

Nuestra Señora del Pronto Socorro, apresúrate a ayudarnos. (Tres veces).

Padre nuestro , etc , como el primer día.

QUINTO DÍA: Uno de los medios más seguros para la adquisición de un derecho especial a la protección de María es mantenernos en el estado de gracia de Dios y esforzarnos por complacer a Ella por la imitación de sus virtudes.

ORACIÓN

Nuestra Señora del Pronto Socorro, Virgen poderosa y espejo de Justicia, que se ofreció a sí misma totalmente a Dios para el perfecto cumplimiento de su santa voluntad, nos hace generosos en el sacrificio. Nosotros recurrimos a ti para obtener las gracias que necesitamos , sobre todo (aquí el favor deseado). Oh María, Nuestra Señora del Pronto Socorro, protectora celestial de las almas devotas a tu Divino Hijo, dígnate a bendecirnos cada día de nuestra peregrinación terrenal, echando sobre nosotros esos tus ojos misericordiosos y después de nuestro destierro, muéstranos a Jesús, tu Hijo y nuestro hermano. Amén.

Nuestra Señora del Pronto Socorro , se apresuran a ayudarnos. ( Tres veces).

Padre nuestro , etc , como el primer día.

SEXTO DÍA: Un amor tierno a María es otro medio eficaz de obtener sus favores. Puesto que el amor puede ser correspondido por el amor, lo que no debería ser nuestros sentimientos de afecto filial a tan generoso y amoroso de una madre?

ORACIÓN

Oh María, Nuestra Señora del Pronto Socorro, estrella resplandeciente del mar que brilla sobre el tormentoso mar de la vida, imploramos tu ayuda rápida, especialmente para obtener (en este caso especifique el favor deseado). Estrella brillante de nuestras almas en medio de tempestades, con amor guíanos entre olas agitadas de tentación y trampas del demonio, y llévanos de forma segura al puerto pacífico de la Eternidad. Eres la más dulce de las madres, buscamos a tu PRONTO SOCORRO ahora y en la hora de nuestra muerte. Amén .

Nuestra Señora del Pronto Socorro, apresúrate a ayudarnos. (Tres veces).

Padre nuestro , etc , como el primer día.

SÉPTIMO DÍA: El amor de María por nosotros es tierno y generoso. Nuestro amor por ella debe caracterizarse por la profunda gratitud, confianza filial y el celo ardiente. Debemos esforzarnos, con el buen ejemplo y el espíritu de sacrificio, para propagar la devoción a ella bajo su dulce título de Pronto Socorro.

ORACIÓN

Oh María, Nuestra Señora del Pronto Socorro, cuya protección es tan poderosa y cuya ayuda es tan rápida y eficaz, ponemos a tus pies todas las angustias y tristezas y colocamos en tus manos todas nuestras esperanzas, encomendándote todos nuestros anhelos, tanto espirituales como temporales. Dígnate, oh Santísima Virgen, para que nos ayudes y para obtener las gracias que ahora pedimos, especialmente (mencionar aquí el favor deseado). Oh Madre de Pronto Socorro, escucha nuestras súplicas fervientes y apresúrate a ayudarnos, especialmente en la hora de nuestra muerte. Amén.

Nuestra Señora del Pronto Socorro, apresúrate a ayudarnos. (Tres veces).

Padre nuestro , etc , como el primer día.

OCTAVO DÍA: La confianza es un excelente y necesario medio para obtener la protección de María. Nuestra Señora del Pronto Socorro otorgará favores sobre nosotros en proporción a nuestra confianza filial en su todopoderosa intercesión.

ORACIÓN

Nuestra Señora del Pronto Socorro, santuario de todas las virtudes, que por Dios fue elegido entre todas las mujeres para ser la Madre de nuestro Redentor, nuestro abogada y protectora. A ti elevamos nuestros corazones y nuestras manos implorando tu intercesión poderosa para obtener los favores que te pedimos, especialmente (aquí menciona el favor deseado). Ayúdanos por tu mediación, oh María, a tu Divino Hijo pueda derramar sus bendiciones sobre nosotros ahora y en la hora de nuestra muerte. Amén.

Nuestra Señora del Pronto Socorro, apresúrate a ayudarnos. (Tres veces).

Padre nuestro , etc , como el primer día.

NOVENO DÍA: María se convirtió en nuestra Madre en la cima del Calvario. Somos los hijos de sus lágrimas y tristezas. En este último día de nuestra novena, tomemos la resolución de su historia para fomentar una devoción verdadera y tierna a la Madre Inmaculada de Pronto Socorro, para echar todas nuestras preocupaciones y ansiedades en su corazón maternal. Nuestra confianza no quedará sin recompensa.

ORACIÓN

Nuestra Señora del Pronto Socorro, Reina del Universo y Soberana llena de bondad, que eres la abogada de los pecadores, un refugio de seguridad para los náufragos, la salud de los enfermos y débiles, el consuelo de los afligidos, el refugio y la salvación de todo en la tierra. Oh María, concédenos, te rogamos, con la ayuda de tus oraciones para obtener las gracias que imploramos, y , en particular, (aquí el favor deseado). Deja que tu corazón maternal sea tocado por nuestra miseria; apresúrate en nuestra asistencia, ahora y en la hora de nuestra muerte, Nuestra Señora de Pronto Socorro. Amén.

Nuestra Señora del Pronto Socorro, apresúrate a ayudarnos. (Tres veces).

Padre nuestro , etc , como el primer día.


Letanías de Nuestra Señora del Pronto Socorro
(Para la recitación privada únicamente)

Señor, ten piedad de nosotros.
Cristo, ten piedad de nosotros.
Señor, ten piedad de nosotros.
Cristo , escúchanos .
Cristo, ten piedad de nosotros.
Dios Padre celestial, ten piedad de nosotros.
Dios Hijo, Redentor del mundo, ten piedad de nosotros.
Dios Espíritu Santo, ten piedad de nosotros.
Santa Trinidad , un solo Dios , ten piedad de nosotros.
Santa María, ruega por nosotros.
Madre del Niño Jesús , ruega por nosotros.
Nuestra Señora del Pronto Socorro , ruega por nosotros.
Nuestra Señora del Pronto Socorro de todos los que te invocan con confianza, ruega por nosotros.
Nuestra Señora del Pronto Socorro de todos los que son devotos hacia el Niño Jesús, ruega por nosotros.
Nuestra Señora del Pronto Socorro para la obtención de una fe viva, ruega por nosotros.
Nuestra Señora del Pronto Socorro para sostener la esperanza de los cristianos, ruega por nosotros.
Nuestra Señora del Pronto Socorro de obtener y perseverantes en la caridad, ruega por nosotros.
Nuestra Señora del Pronto Socorro para la observación de la ley de Dios, ruega por nosotros.
Nuestra Señora del Pronto Socorro para la observación de la perseverancia en la virtud y las buenas obras, ruega por nosotros.
Nuestra Señora del Pronto Socorro en cada necesidad espiritual, ruega por nosotros.
Nuestra Señora del Pronto Socorro contra la revuelta de la voluntad propia, ruega por nosotros.
Nuestra Señora del Pronto Socorro en la ocasión del pecado, ruega por nosotros.
Nuestra Señora del Pronto Socorro en cada tentación, ruega por nosotros.
Nuestra Señora del Pronto Socorro contra el espíritu del mal, ruega por nosotros.
Nuestra Señora del Pronto Socorro para la obtención de la contrición, ruega por nosotros.
Nuestra Señora del Pronto Socorro de aquellos que deseen volver a entrar en el camino de la salvación, ruega por nosotros.
Nuestra Señora del Pronto Socorro para la conversión de los pecadores, ruega por nosotros.
Nuestra Señora del Pronto Socorro en cada necesidad temporal, ruega por nosotros.
Nuestra Señora del Pronto Socorro en toda aflicción , ruega por nosotros.
Nuestra Señora del Pronto Socorro de las familias afectadas, ruega por nosotros.
Nuestra Señora del Pronto Socorro de los enfermos y los pobres, ruega por nosotros.
Nuestra Señora del Socorro Prompt contra las enfermedades contagiosas y epidemias, ruega por nosotros.
Nuestra Señora del Pronto Socorro en cada accidente, ruega por nosotros.
Nuestra Señora del Socorro Prompt contra la destrucción por el fuego, ruega por nosotros.
Nuestra Señora del Socorro Prompt contra rayos y tempestades, ruega por nosotros.
Nuestra Señora del Socorro Prompt contra la destrucción por inundación, ruega por nosotros.
Nuestra Señora del Pronto Socorro de los viajeros, ruega por nosotros.
Nuestra Señora del Pronto Socorro de navegantes, ruega por nosotros.
Nuestra Señora del Pronto Socorro de los náufragos, ruega por nosotros.
Nuestra Señora del Socorro Prompt contra los enemigos de nuestro país, ruega por nosotros.
Nuestra Señora del Pronto Socorro en tiempo de guerra, ruega por nosotros.
Nuestra Señora del Pronto Socorro de los aspirantes a santo sacerdocio ya la vida religiosa, ruega por nosotros.
Nuestra Señora del Pronto Socorro de obreros en la viña del Señor, ruega por nosotros.
Nuestra Señora del Pronto Socorro de misioneros que difundieron la fe, ruega por nosotros.
Nuestra Señora del Pronto Socorro de nuestro Santo Padre el Papa, ruega por nosotros.
Nuestra Señora del Pronto Socorro para los que buscan la fe, ruega por nosotros.
Nuestra Señora del Pronto Socorro en contra de los enemigos de la Iglesia, ruega por nosotros.
Nuestra Señora del Pronto Socorro en la hora de la muerte, ruega por nosotros.
Nuestra Señora del Pronto Socorro para la liberación de las almas del Purgatorio, ruega por nosotros.
Cordero de Dios, que quitas los pecados del mundo, perdónanos , Señor.
Cordero de Dios, que quitas los pecados del mundo , escúchanos , Señor.
Cordero de Dios, que quita el pecado del mundo, ten piedad de nosotros.

V. Nuestra Señora del Pronto Socorro , ruega por nosotros.
R. Para que seamos dignos de alcanzar las promesas de Cristo.

OREMOS

Oh Dios Todopoderoso y Eterno! Tú que nos ves rodeados de tantos peligros y miserias , concede en tu infinita bondad que la Santísima Virgen María , Madre de Su Divino Hijo, nos pueda defender del espíritu del mal y nos proteja contra todas las adversidades, que siempre, y con el Pronto Socorro, Ella pueda librarnos de todo mal de alma y cuerpo, y con seguridad nos guíe hacia el Reino de los Cielos , por los méritos de Nuestro Señor Jesucristo, tu Hijo, que vive y reina contigo en la unidad del Espíritu Santo, un solo Dios, por todos los siglos. Amén.

Nuestra Señora del Pronto Socorro, apresúrate a ayudarnos. ( 3 veces) ( indulgencia parcial )


ORACIÓN A NUESTRA SEÑORA DEL PRONTO SOCORRO

Oh, María, Madre de Dios, que, en medio de las tribulaciones del mundo, velas por nosotros y sobre la Iglesia de tu Hijo, ya sea para nosotros y para la Iglesia verdaderamente Nuestra Señora del Pronto Socorro, date prisa para ayudarnos en todas nuestras necesidades, que en esta vida fugaz puedas ser nuestro auxilio y obtener para nosotros (aquí piden el favor particular que usted desea). Ayúdanos a ganar la vida eterna por los méritos de Jesús, tu Hijo, nuestro Señor y Redentor. Amén . (indulgencia parcial )

Padre Nuestro, Ave María, Gloria al Padre.

Nuestra Señora del Pronto Socorro, apresúrate a ayudarnos. (Tres veces)

traducido por mallinista
(fuente: www.rosarycongress.org)
Quizás también le interese:
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...
loading...
TRANSLATE


EnglishcvFrenchGermanSpainItalianDutchRussianPortugueseJapaneseKoreanArabicChinese Simplified